Acción Drama Escenas

Escenas: “La caja 507” (2002)

S.Guijuelo (Sancho Gracia): Pero dígame, ¿quién es usted?
Modesto Pardo (Antonio Resines): Yo soy el final de la historia.



La caja 507” es sin dudarlo uno de los mejores thrillers que ha dado el cine español en los últimos años. Filmado con una tremenda sobriedad por parte de Urbizu, junto con un guión magnífico y unas interpretaciones (sobre todo de Resines y Coronado) de primer orden, el film se erige como una de las propuestas más destacadas dentro del cine de género.

Un retrato sobre la corrupción, sus consecuencias y sobre una venganza (metáfora de la caja 507 con la caja de Pandora), mostrado desde una veracidad y un control de ritmo digno de elogio. Sin olvidarnos de una elegante y contundente puesta en escena, dosificando siempre con maestría, muestra de la madurez como realizador de Urbizu.

Os dejo con una escena -que podríamos considerar el final- en donde vemos como Resines jamás se dejará coaccionar y seguirá luchando por vengar a su hija. Un detalle muy interesante de la escena es que antes de la conversación, cuando llegan al pasillo, hay un plano en donde vemos toda la ciudad del fondo a rebosar de obras y construcciones, dejando constancia del verdadero factor que ha generado toda esta espiral de venganza y odio: la corrupción urbanística.

Me quedo con la frase: “Quiero ver como caen las cabezas de todos los que se han hecho ricos con la muerte de mi hija“, ya que resume a la perfección las intenciones del protagonista. Nunca se saciará su sed de venganza hasta que todos los responsables hayan caído, sin importarle las consecuencias.

Disfrutar de la escena.


2 Comentarios

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top