Deportivo | Drama | Escenas

Escenas HD: “Warrior” (2011)

Drama ambientado en el mundo de las artes marciales mixtas. Un veterano de Vietnam (Nolte) abandona el boxeo para trabajar en una fundición de acero. Sus graves problemas con el alcohol han destrozado a su familia, pero llega un momento en que, arrepentido, deja la bebida y decide entrenar a su hijo más joven (Tom Hardy) para que participe en un torneo de artes marciales, en el que también participará su hermano mayor (Joel Edgerton).

Gavin O’Connor consiguió con “Warrior“, a parte del drama familiar que narra, recuperar un poco aquel cine deportivo emocionante y tremendamente entretenido que abundaba en los años 80, representado sobre todo por cintas como “Hoosiers” (brutal el score de Jerry Goldsmith) o la saga “Rocky“. Aquí, al igual que ocurría con el citado film de baloncesto firmado por David Anspaugh, se combina a la perfección imagen y banda sonora ofreciendo un producto vibrante, que agarra al espectador y lo mantiene en una deliciosa tensión hasta el último segundo. Os dejo con las dos mejores escenas del film (en HD y VOSE): la primera y espectacular semifinal donde el personaje de Joel Edgerton se enfrenta al todopoderoso luchador ruso Koba y el final del film, con ese combate entre hermanos (Tom Hardy y Joel Edgerton, inmensos ambos en sus respectivos roles) culminando en el más absoluto éxtasis triunfal acentuado gracias al tema post-rock “About today” de The National, que eleva la escena a una épica que conmueve al espectador. Mención especial al pase que tuvo el film en el Festival de Sitges. Aquello sí que fue vivir y disfrutar de una película de forma colectiva y festivalera. Espero que las disfrutéis.

Xavi Darko

Hastiado de los klingons y trolls que proliferaban en mi escuela secundaria, acabé mudándome a Tatooine, un lugar libre de trekkies en donde a pesar de los cansinos Tusken, abundaba el buen tiempo, el mercadeo y las carreras de vainas. La paz y la tranquilidad reinaban hasta que un buen día quedaron quebrantadas por la irrupción de un tipo peculiar cuyo perfil se ajustaba al de los tifosi radicales del AC Milan. Se hacía llamar Darth Maul y entre hostia y hostia me rebeló que era mi padre. Como buen desertor sith, decidí migrar a un planeta verde y fértil llamado Endor del cual fui posteriormente desterrado debido al incendio masivo de cabañas de unos cada día más insoportables ewoks. Sin ganas de más mamoneo intergaláctico, decidí volver al mundo real y escribir sobre cine, tanto del que adoro como del que aborrezco. Cuando me jubile espero vivir en Hill Valley y escribir críticas positivas de las cintas de Uwe Boll.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.