Drama | Erótico | Escenas

Escenas HD: “Shame” (2011)

Brandon (Michael Fassbender) es un joven y apuesto neoyorquino con serios problemas para controlar y disfrutar de su agitada vida sexual. Obsesionado con el sexo, se pasa el día viendo revistas pornográficas, contratando prostitutas y manteniendo relaciones esporádicas con solteras de Manhattan. Un día se presenta en su casa, sin previo aviso, su hermana menor Sissy (Carey Mulligan) con la intención de quedarse unos días en su apartamento.

Os dejo con los ocho primeros minutos casi mudos de “Shame” (calidad HD 1080p) en donde se nos presenta la vida de un adicto al sexo cuyo ritual es repetido día tras día. Un personaje obsesionado, enfermizamente fascinado por la carne, casi aislado de la realidad (ignorando las numerosas llamadas de su hermana pequeña) y que tras su apariencia de triunfador nato se esconde un tormento interior de dimensiones superlativas. La escena arranca con Brandon en la cama todavía en éxtasis. De fondo se entreoyen las pisadas de su última conquista efímera que se prepara para abandonar el piso. Un bucle sexual que se repite constantemente, incluso en el metro, víctima de su obsesión, “desnuda” con su penetrante mirada e inquietante presencia a una chica que le atrae, hasta el punto de perseguirla como haría un cazador a su presa. Mención especial a un Michael Fassbender antológico y a la poderosa partitura de Harry Escott claramente deudora del Zimmer de “La delgada línea roja“. Espero que la disfrutéis.

Xavi Darko

Hastiado de los klingons y trolls que proliferaban en mi escuela secundaria, acabé mudándome a Tatooine, un lugar libre de trekkies en donde a pesar de los cansinos Tusken, abundaba el buen tiempo, el mercadeo y las carreras de vainas. La paz y la tranquilidad reinaban hasta que un buen día quedaron quebrantadas por la irrupción de un tipo peculiar cuyo perfil se ajustaba al de los tifosi radicales del AC Milan. Se hacía llamar Darth Maul y entre hostia y hostia me rebeló que era mi padre. Como buen desertor sith, decidí migrar a un planeta verde y fértil llamado Endor del cual fui posteriormente desterrado debido al incendio masivo de cabañas de unos cada día más insoportables ewoks. Sin ganas de más mamoneo intergaláctico, decidí volver al mundo real y escribir sobre cine, tanto del que adoro como del que aborrezco. Cuando me jubile espero vivir en Hill Valley y escribir críticas positivas de las cintas de Uwe Boll.

1 Comentario

  1. Mi cielo dice:

    GREAT BRANDON!. THANKS DEAR BRANDON!.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.