Acción Asiático Criticas

Crítica: “A bittersweet life” (Kim Jee-Woon, 2005)

bit_lifeRescato esta pseudocritica (más o menos chusquera xD) que hice cuando se estrenó en Sitges esta magnífica película. Hoy en día, sigue sin haberse estrenado ni distribuido en dvd en nuestro país. Eso si, los últimos telefilms americanos con Van Damme o Seagal a la cabeza, si nos han llegado….

Sun-woo no es sólo el gerente de un hotel, también es la mano derecha de un mafioso local llamado Kang. El día que éste le ordena que vigile a su prometida, de la que sospecha pueda estar viéndose con otro hombre, su suerte cambiará fatídicamente. Enamorado en secreto de la chica, Sun-woo decide perdonar la vida de su amante aunque eso provocará las iras de su jefe, con consecuencias en extremo dolorosas.

El éxito internacional de la fabulosa y exquisita técnicamente “A tale of two sisters” (aquí bajo el horrendo título de “Dos hermanas”), presentada en el Sitges 2003, acerca ahora al director al cine negro con un cinta inspirada en la estética francesa de los 70 y de una crueldad que hiela la sangre.

El film no es de inminente estreno ni está editada en dvd en nuestro país, por ahora, solo se ha podido ver en España en el festival de Sitges. Esa elegancia que poseen sus imagenes, uniendo poética con violencia, mostrándonos el camino de un hombre hacia su propia muerte pero afrontada desde un inicio y todo ello por amor y por orgullo. Un film de una fuerza visual inaudita, que nos narra una historia llena de mensaje, con pasajes que ahonda en la filosfía de la vida, sus actos o simplemente que del caos de la vida en si. Una vida agridulce.

El film coreano sin dudarlo, para todo buen cinéfilo que se precie, es un absoluto espectáculo orgásmico, dos horas llenas de momentos a recordar, de escenas memorables, de violencia estilizada, de planificación espectacular y de una acción rodada de forma ejemplar y contundente a la vez.

Kim Jee-Woon, tras ya mostrarnos su dotes realizadores en la notable aunque irregular, técnicamente casi perfecta e infravalorada “A tale of two sisters”, en “A Bittersweet life” nos ofrece un impagable homenaje al cine noir, tanto hongkonés, americano como al polar francés y el resultado es absolutamente satisfactorio.

El film comienza como si de un polar se tratara llegando a una catarsis final en donde explota la ira y la violencia , todo con un tono entre lo realista y artístico, pero ante todo, mitificador.

bit_life3

bit_life2

Las actuaciones son buenas, en el caso del protagonista (Lee Byeong-heon), visto en “Three Extremes” en el tramo “Cut” de Park Chan-Wook, es soberbia, muy destacable. Ver las escenas del final de venganza o esa escena de ese duelo cargando las pistolas rusas… antológico.

El final del film si le borramos ese corto epílogo, tenemos un final de esos que se recuerdan por su magnificencia y su absoluta sobriedad.

Veo “A Bittersweet life” y estoy viendo a Wong Kar-Wai y su excelente corto para la BMW “The Follow” interpretado por Clive Owen, a Hitchcock y su obra maestra “Vértigo” (Es innegable las similitudes en algunos tramos y por tanto el homenaje, salvando las distancias por supuesto), a John Woo y sus grandes films de antaño (“The killer”, “Hard Boiled”, etc…) por los extraordinarios tiroteos que se suceden en el film magníficamente montados por cierto, el del final nos recuerda a Brian De Palma y su “Scarface”, o a cintas de Michael Mann o Johnnie To donde abundan los tiroteos, a cintas del polar francés como puede ser “El silencio de un hombre” o “El confidente” ambas de Jean-Pierre Melville, a películas de venganza como pueden ser “OldBoy” o “Sympathy for Mr Vengeance” ambas de Park Chan-Wook, etc…

bit_life4

Elegancia, sobriedad, violencia artística, fotografía cuidada, BSO fabulosa,… ¿se puede pedir más?

Uno de los mejores heroic bloodshed de los últimos años.


Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

To Top